Noticias y Novedades
Fuerte rechazo de Organizaciones Civiles al Nuevo Plan de Caza Científica de Japón

ICB, 20 de enero de 2015 - Cerca de medio centenar de organizaciones civiles de Latinoamérica, el Caribe e internacionales efectuaron  un urgente llamado a los gobiernos de la región para solicitar el envío de una protesta diplomática al gobierno de Japón por las evidentes intenciones de ese país de continuar utilizando el artilugio de la caza “científica” de ballenas en Antártica para encubrir operaciones balleneras de carácter comercial, y avanzar hacia la eliminación del santuario de ballenas del Océano Austral.

El Instituto de Conservación de Ballenas, en forma conjunta con otras 46 organizaciones civiles conservacionistas y ambientalistas, envió una solicitud a los comisionados de miembros del Grupo Buenos Aires que nuclea a los países conservacionistas en la Comisión Ballenera Internacional (CBI) de Latinoamérica y  el Caribe. El objetivo de la solicitud es realizar un llamamiento a los gobiernos a que realicen una protesta diplomática frente a las intenciones de Japón de continuar adelante con la matanza a escala comercial de ballenas, bajo supuestas argumentaciones científicas, en el Océano Austral.

El envío de la misiva al Grupo Buenos Aires coincide con el reciente zarpe de la flota ballenera hacia la Antártica con el fin de realizar “un censo” de ballenas mediante metodologías no letales y que formaría parte de la estrategia ballenera del gobierno japonés para conseguir apoyo a sus intenciones de continuar cazando cientos de ballenas bajo un nuevo Programa con supuestos fines “científicos” en el santuario de ballenas del Océano Austral a partir de diciembre de 2015.

El programa denominado NEWREP-A, fue presentado por Japón en noviembre pasado. Incluye, entre otros, la captura anual de más de 300 ballenas minke a partir de diciembre de 2015. “Este programa es básicamente lo mismo que el JARPA II, que fuera declarado ilegal por la Corte Internacional de Justicia, pero con otro nombre; sigue violando la moratoria y el Santuario de Ballenas del Océano Austral. Mientras que hacen creer públicamente que acatarán el fallo de la Corte, preparan su gran plan ballenero”, sostiene Roxana Schteinbarg, coordinadora ejecutiva del Instituto de Conservación de Ballenas.

Entre las principales preocupaciones expresadas en la solicitud por las organizaciones civiles de más de 15 países se destaca que la cuota anual de caza auto asignada de 333 ballenas minke antártica durante los próximos doce años es 3,300% mayor que la cuota sugerida por el único experto científico presentado por Japón ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ) y supera en 32% el número de ballenas minke cazadas por Japón durante la última temporada del programa de caza científica JARPA II, que fue sentenciado como ilegal por la CIJ el 31 de Marzo pasado.

La misiva destaca que el objetivo de NEWREP-A es la eliminación del santuario de ballenas del Océano Austral, que fue creado en 1994 con el apoyo de todos los miembros de la Comisión Ballenera Internacional, a excepción del gobierno de Japón.

Entre otros puntos, se afirma en la solicitud que los datos que Japón espera obtener a través del NEWREP-A se pueden reunir a través de investigaciones científicas no letales, por lo que el objetivo de fondo del nuevo programa ballenero no sería científico sino estaría orientado a imponer unilateralmente la política pro ballenera de Japón en el hemisferio sur.

Finalmente, las organizaciones civiles destacan que NEWREP-A continuará comercializando la carne y productos obtenidos, con el único objetivo político de eliminar de facto la moratoria global sobre la caza comercial y el santuario de ballenas del Océano Austral; y capturará un mayor número de ballenas que JARPA II.

Elsa Cabrera, directora ejecutiva del Centro de Conservación Cetácea (Chile) expresó, “Esperamos que este contundente llamado de la sociedad civil organizada sea atendido a la brevedad por el Grupo Buenos Aires ya que la implementación de NEWREP-A constituye una grave amenaza para la gobernanza de una zona clave para nuestra región, como es la Antártica, e infringe el actual régimen normativo de la CBI, en particular la moratoria sobre la caza comercial y el santuario de ballenas del Océano Austral”.

Desde el ICB agradecemos al Centro Conservación Cetácea por haber liderado esa acción regional y reafirmamos nuestro más firme rechazo a este nuevo Programa del Gobierno de Japón. Esperamos que en forma urgente Argentina junto con  el resto de los países que integran el Grupo Buenos Aires tomen acciones orientadas a detener la implementación de NEWREP-A y rechazar ante la secretaría de la CBI el irregular proceso de revisión de dicho programa ballenero por parte del gobierno japonés.

Colaboración: Centro Conservacion Cetacea, Kariu Ocampo

Se puede difundir citando la fuente. 

 Anterior - Siguiente   

© ISTOCKPHOTO.COM/JOSTE_DJ